viernes, 25 de noviembre de 2011

LISÍSTRATA interpretada por TEATRO TALÍA



Lisístrata  interpretada por teatro Talía
Artículo publicado en
enCiezaDigital.com  Cultura; 10/12/2011


 Lisístrata interpretada por Teatro Talía
  Rosa Campos

 
Lisístrata, de Aristófanes,  fue la obra que el Taller de Teatro Talía representó el pasado 25 de noviembre,  Día Internacional Contra la Violencia de Género,  en el Club Atalaya-Ateneo de la Villa en Cieza. La obra, dirigida por José Ángel Moya y puesta en escena por 26 actores, encabezados por Teresa García Sánchez como Lisístrata nos deparó una noche de  aprendizaje y divertimento inolvidable por el buen quehacer  de cada uno de los personajes interpretados por  el cuadro de actores calasparreños.

El grupo Talía, con una versión muy ajustada al texto original  de este clásico, nos ofreció la visión de un autor que conocía muy bien la realidad de su época en la que podemos ver  reflejadas cuestiones  -que  todavía siguen vigentes de alguna manera, a pesar de los 25 siglos transcurridos-  que  nos permiten  aproximarnos a varios aspectos de la vida cotidiana en la Grecia Clásica, expresándolo de una manera jocosa desde la que se  conduce al espectador  a la historia, a la filosofía, a la sociedad, a la política y al concepto de la mitología y de la religión  de aquella época.   Nos adentra en la geografía griega con nombres como el Peloponeso, Samos, Lemnos, Salamina, Sicilia, Mileto, Rodas, Esparta, Olimpia, Termópilas, Delfos, etc.  Todo esto enriquece  a Lisístrata, sumándose a su cualidad mayor, que es la búsqueda de la paz a través del sentido común de esta matrona ateniense y de las mujeres que creen en ella, incluyendo a las mujeres que forman parte de las familias pertenecientes a los ejércitos enfrentados -no olvidemos que Lisístrata significa “la que disuelve los ejércitos”-, para ello  llevan a cabo una huelga doble: dejar con hambre sexual a los maridos y no hacer las labores del hogar ni atender a la familia.

Todo esto se nos contó desde un escenario austero, con unos cajones ordenados jerárquicamente, el central para Lisístrata desde el que se manifestaba con toda la fuerza de una mujer que sabe lo que quiere y persuade con sus ideas.  Los diálogos, en los que las mujeres interpretaban sus papeles con suma gracia,  mostrándose  tan deseosas de contacto como sus hombres pero dispuestas a postergarlo  en aras de la consecución de una paz aún más deseada. Unos hombres  que interpretaban a unos personajes de manera realmente digna de mención. Un buen  Corifeo de mujeres y un buen Corifeo de hombres compuesto por hombres y mujeres -aquí  ellas hacen de ellos, recordemos que cuando se estrenó, en el año 411 a. C. eran solo hombres los que escenificaban las obras teatrales-. Una obra que empieza con seriedad pareciendo que pudiera desembocar en tragedia, pero que en breve se va transformando  en una comedia que hace disfrutar al público de manera espectacular, culminando en  la escena de la Reconciliación que acontece entre Mirrina y Cinesias –parece ser que para esta escena, en la época de su estreno en tiempos de Aristófanes, sí fue una mujer la que interpretó a Mirrina-.

Nuestra cultura, que tiene su origen en la griega, conecta rápidamente con la enseñanza de los clásicos, lo cual nos redirige en la utilización del aprovechamiento y la actualización de las mismas; Así observamos que si algunos problemas se enfrentaran con la lucidez de la comedia, en vez de con tragedia, otro cariz menos amargo tendrían las relaciones en nuestra sociedad.

Fue una noche realmente agradable, en la que el escenario de la sala del Club Atalaya se amplió cuanto pudo para recibir a todos los miembros de esta corporación teatral, que a su vez supieron adaptarse a las medidas de aquél. Es importante destacar que este veterano grupo se creó hace varias décadas con la finalidad de enseñar a interpretar a la vez que a leer y escribir a algunos de sus integrantes, que a aquellos primeros componentes se han ido sumando año tras año otros de diferentes sectores sociales -el de la enseñanza entre ellos- , y que todos ellos, sin excepción, trabajan en las obras que representan, siendo un claro ejemplo de integración y de unidad entre las distintas edades, desde los más jóvenes hasta  mayores de 85 años.

La Asociación Atenea de Cieza agradece la generosidad que mostraron al grupo Talía, además de todo lo que pudimos compartir esa noche de buen teatro.

Ficha técnica:

ACTORES
Lisístrata: Teresa García Sánchez   Cleónica: Ginesa Rodríguez    Mirrina: Cari Montoya Lampitó: Ascen García Moya
Corifeo de mujeres: Josefa G. Ríos , Juana Caballero, Vicenta García Sánchez, María Egea y Teresa Godines.
Corifeo de hombres: Rafael Cerro, Ignacia Ruiz, Esperanza Martínez, Pepita Moya, Feli Martínez, María López.
Comisario: José Trigueros Ramos Cinesias: José Antonio Moya Heraldo: José Ángel Moya Prítanis: Checho Cantero
Mujer A: María José del Amor   Mujer B: María Jesús Ruiz Mujer D: Esperanza Salinas Laconio 1: Pico
Laconio 2: Joaquín Salinas  Joven Beocia: Esperanza Moya   Joven Corintia: Gloria María Sánchez

Dirección:   José Ángel Moya
Iluminación y sonido: Juana Moya Egea               
Realización escenografía: Pico
 ............................................................................................................................................................

No hay comentarios: